martes, 26 de febrero de 2013

MI TABOR


Me crie en la Corredera oriental de la ciudad, aquella que tiene por frontera el que fuera convento de Capuchinos. En aquellos años infantiles de correrías por el Camping o en la escalinata del "Cine Avenida" nunca se me hubiera ocurrido pensar que mis días más grandes habría de vivirlos en la Corredera de Poniente, bajo el cobijo de las bóvedas góticas de la Iglesia a la que guardan cruces flordeliseadas desde su portada occidental.

Unirnos Candy y yo a través del Sacramento del Matrimonio, hacer que nuestro hijo Manuel recibiera el del Bautismo y ser testigos de la presentación de la Reliquia de la Cruz de Cristo son esos tres reflejos del Tabor sobre esta tierra que hemos vivido entre los muros de piedra y cal de San Bartolomé.

 

Obsérvense, a pie de foto y cual si de querubes murillescos se tratase, a nuestros sobrinos Rubén y Marcos, infundiendo a la escena un aire misterioso,... ¡porque fue todo un misterio verlos quietos, aunque tan sólo fuera por un instante!


Veneración de la Reliquia de la Santa Cruz, que contenida en el Lignum Crucis recuperado por la Cofradía de la Vera-Cruz, fue ofrecida para su adoración por los fieles presentes de manos de don Francisco Juan Martínez Rojas. Hermanos Veracruceros ejercieron el acolitado en la manera en que aquí podéis ver, mientras que todos los cofrades de la Santa Vera-Cruz, de Andújar, pudieron renovar su juramento de los Estatutos de nuestra Seráfica Hermandad, adorando, en ese momento, la reliquia de la Cruz de Cristo.

viernes, 22 de febrero de 2013

LA FE IV - EL HOMBRE QUE VENCIÓ A LA MUERTE


Convocados por la Ciudad en ciernes, acudimos súbditos llegados de los cuatro confines del universo cofradiero para estar junto al Hombre que venció a la muerte.

El catecismo de las gubias nos enseñó que El Gran Poder muere en Córdoba, recostado entre los brazos de su Madre, acuchillada por siete puñales de Angustia que parecen sacados de la fragua del Guadalquivir empleando las hojas de las azucenas catedralicias.

No deja de macerar la conciencia el hecho de que Juan de Mesa tuviera que matar a Dios para asumir las enseñanzas de su maestro y, así, conseguir la textura de la piel sobre la madera. Mientras, bajo la basílica de bríos romanistas, El Señor que camina convertía una jornada de vigilia (siempre las Vísperas) en una Estación más de nuestro Via-Crucis ante su presencia. Llevando la Cruz, El Gran Poder derriba la insidia, la inquina, la melancolía, la mediocridad, la vaciedad de tanta palabra fingida.

El Gran Poder no es la Imagen de un hombre: El Gran Poder es una fuerza desmedida, que rasga el velo, que arrebata las miradas, que demuestra que es verdad la Verdad recibida.

La muerte quedó aplastada bajo los zancos de esta Parihuela de Sol y Vida.





miércoles, 20 de febrero de 2013

LA FE III - FRAGILIDAD


¡Decidme si se puede desear mejor rincón para que los niños jueguen!

Os hablaba de Écija, parada precisa y necesaria entre Andújar y Tierra Santa. Y en Écija, "La Pirula"; y en aquel rincón donde el tiempo se hace cartel de Feria y Fiestas mayores, estos suculentos "sopaipilla". ¡Un verdadero gozo para el viajero!

Y "La Pirula" siempre será el rincón para el mollete ecijano y la zurrapa de lomo. La magnífica Puerta de Sevilla para la Familia Almansa Duro.


En La Colegial, Dios carga con la Cruz y muere en Ella por Amor. Hay un perfume a primavera a la vera de Nuestra Madre y Reina, Socorro perpetuo de nuestras vidas.


Montesión es un lugar preciso para que los ruiseñores ensayen gorjeos de azahar y mirto, con las mismas notas que una estrofa trenzada por las cornetas de Tejera.

¡Y Santa Angelita! Cuando se acude al Sagrado Recinto, la emoción se condensa en un roce junto a la mano de mi esposa. Esta Santa humilde es uno de los puntales de la Fe de Sevilla.

Dos Bautismos en San Vicente: si la Cruz sirve de saludo y tutor para los nuevos cristianos bautizados en la Parroquia del señorial Barrio...

Su igual en la plazoleta vecina es la que recibe y custodia a los costaleros llegados de medio mundo para servir junto al costal que, en la tarde mágica del pasado sábado, igualaba Sanguino y su gente. ¡Espectacular el efecto de esta llamada que quiere ser andar de Dios en la ciudad pregonada.


Y, ¡claro!: si hay que esperar a que Estrella escuche Misa y se dirija a "Señá" Santa Ana, ¡qué mejor lugar para hacerlo sino ante la Madre de Dios bajada al cielo de la Rocina!

martes, 19 de febrero de 2013

LA FE II - LA JUSTA MEDIDA


Llegamos a Tierra Santa y fuimos a hablar con Dios. Y, en su casa, encontramos la justa medida, la proporción áurea, el buril y la gubia, el pabilo enrojecido y la yedra viva.

Estoy con Él porque el Universo se apoya sobre sus hombros y El Sublime Nazareno lo alza y lo mantiene al igual que hace con la vida de los míos.

Soy de Él desde mi primera Semana Santa en Sevilla, cuando le conocí, conducido de la mano de mi hermano Luis, mientras la Custodia sobre costal que navega desde El Salvador volvía su proa ante el Jesús Eucarístico reservado en el Monumento del Jueves Santo. Mi hermano me presentó al Cordero de Dios de la misma manera en la que a él se lo habían transmitido: inclinándose junto a mi, me dijo: "¡Mira: El Señor!"

Y Él, EL SEÑOR, nos sigue guardando y guiando a toda la familia. Porque fue Él quien nos recibió en las vísperas de nuestro Matrimonio y quien recibió a nuestro Manuel en el día en que nació y cuando fue presentado en su templo.


La medida del tiempo también está contenida entre sus manos. Al despertar cada mañana, la señal de la Cruz signa la frente de nuestra familia. Es esa misma Cruz que cierra el día y da gracias por lo vivido.Es esa misma Cruz, lábaro salvífico entre las manos de mi Pasión.




Campanitas sacramentales son muñidor de estrellas en la noche de la Conmemoración Eucarística hecha Comunión a costal y plata. Las manos del crucero de Pasión alzan una de las glorias de Sevilla.


Y la Cruz colegial de El Salvador rumorea plegarias sacras a la Cruz alzada de mi Vera-Cruz andujareña.

Rezo ante la belleza siguiendo el curso del Guadalquivir y, si le tenemos todos los días junto a nosotros en el noble arrabal andujareño, le ofrecemos los dones que Él nos entrega junto a su medida exacta en el corazón de la Gracia.

lunes, 18 de febrero de 2013

LA FE I - "LE BASTA AL CIELO TU ESTRELLA"



Lo necesitábamos como el aire.

Porque así se siente la oportunidad de celebrar el pálpito de la vida. Es la ruptura con la monotonía. Es la familia en su más pura esencia: Manuel, Candy y yo. Es la bóveda celeste apoyada sobre el gigante de Écija. Es el Postigo a las claritas del día. Es encontrarse con Dios y que Dios esté vestido de gala. Es cruzar, una vez más, bajo el escudo del Betis en Campana. Es unir el Salvador y San Lorenzo en una chicotá de azahar y encuentros. Es un atún en salsa de hojas de hierbabuena. Es la tarde en calle Feria. Es Montesión y su encaste. Es el Señor de Sevilla. Son Siete Palabras en la Cruz. Es un reguero de estrellas que nos reciben frente a la Estrella primera de Triana. Es la Señora caminado a paso quedo hasta la Catedral de Santa Ana. Son mi mujer a mi lado y mi hijo que sonríe del Altozano a la Plaza y es, ¿qué queréis que os cuente?: ¡un día entero para dar rienda suelta a la esencia que contienen nuestras almas!

¡Ya os iré contando!


miércoles, 13 de febrero de 2013

LAS PUERTAS DE LA CUARESMA

Capilla desmontable de salida de la Cofradía del Gran Poder, ante la ojiva norte de San Miguel Arcángel


Capilla desmontable de salida de la Cofradía de la Soledad, ante la ojiva norte de San Bartolomé Apóstol


El Nacimiento de la Cuaresma en Andújar ocurre de esta manera. Y, como véis, no se trata de un abrir las puertas a cuanto nos llega, sino de alzar las puertas de la espera para que, entre sus jambas, nos llegue este tiempo de vigilia, este conjunto de días sacros que se consumen presa del azogue de los preparativos, de la incertidumbre ante lo que desea hacerse y lo que podrá verse cumplido.

El calendario de actos, ahora, está repleto, e incluso se nos encabalgan las fechas. La Cuaresma es un entorno más "romero" que cofrade en nuestra ciudad, y nos cunde en demasía el tiempo preparatorio para los penitentes de túnica y costal. Se entrecruzarán acciones, emociones y oraciones que a muchos nos gustaría vivir y que esta cuarentena de cera y terciopelo, apretujada por el corpiño de los días, no nos lo permite como quisiéramos.

Dos de las tres hermandades iliturgitanas que han de alzar capillas de salida no permanentes han dispuesto ya las hojas de sus puertas para intentar poner freno a este tiempo de conversión, ayuno de garbanzos con panecillos y ensayos costaleros por el itinerario completo de nuestra Estación vernidera. Los días de nostalgia quedan ya para la Pascua,... ¡y para las horas que siguen al montaje en nuestras casas de hermandad andujareñas!

Felices Vísperas, queridos cofrades, ¡y qué las viváis a manos llenas!

martes, 12 de febrero de 2013

LA RAIZ FECUNDA


Le tengo presente en mis hermanos: mi hermano Luis posee su don de gentes; mi hermano Paco tiene su espíritu en el trabajo. Manuel, su nieto, tiene su sonrisa.

En el encuentro de cada tarde junto a nuestra madre, hablamos de él, de Maese Luis Almansa Fuentes, maestro carpintero. Ella nos recuerda que, durante sus años como aprendiz en el taller de carpintería del barrio, llegó a vestir la túnica blanca con ceñidor y antifaz morado del Señor de la Columna. Mi mundo se pliega entonces, y mis días recuperan la luz de mi infancia y recupero su imagen, su voz, la fuerza de sus brazos, su palabra... ¡No necesito nada más! Está aquí, con nosotros, en el flujo de nuestra sangre, en el ser de nuestras vidas.

Hoy os hablo de mi padre, cercana ya la fecha en la que hubiera cumplido 83 años y os animo a que viváis la vida según un orden correcto, en el que confiéis, donde os sintáis seguros. Él nos lo enseñó así, y así lo intentamos llevar adelante sus hijos y su nieto.

Hoy os hablo de mi padre. Hoy os vuelvo a hablar de vida.

viernes, 8 de febrero de 2013

MAESE PEDRO PALENCIANO, CREADOR CERAMISTA

Azulejo que podemos encontrar en el zaguán del Colegio Trinitario
"Virgen de la Cabeza", de Andújar

Maese Pedro Palenciano Ruiz es el creador de mi memoria andujareña esmaltada en cerámica; y como maestro, le debo la huella recibida, a través de él, de nuestras señas de identidad como iliturgitanos.

Maese Pedro Palenciano Ruiz es el creador ceramista que ha marcado la galería de artistas nacidos en nuestra ciudad a través de su estilo, único, irrenunciable, reconocible hasta en el último rincón de su creación.

Maese Pedro Palenciano Ruiz es el hombre que, pincelada a pincelada, ha plegado nuestro tiempo y ha hecho del pasado nuestro presente.

Maese Pedro Palenciano Ruiz es Hijo Predilecto y Preclaro de Andújar, lo que pasa es que las instituciones todavía no le han otorgado, físicamente, tal reconocimiento que lo hijos de esta ciudad ya le han brindado.

Maese Pedro Palenciano Ruiz es un artista de fama internacional, con su obra extendida a lo largo y ancho del mundo.

Maese Pedro Palenciano Ruiz es un humanista que cosecha, en los trazos personalísimos y únicos de su dibujo el significado de una metafísica espacial irrepetible, y que, a través de sus esmaltes, nos sigue brindando una visión vociferante de uno de los conceptos por el que debemos luchar con más ahinco: ¡LA BÚSQUEDA DE LA BELLEZA!

Detengámonos a contemplar y disfrutar de la obra de maese Pedro Palenciano Ruiz.

Nace hoy una nueva etiqueta en nuestro "De escuadras a tramos".

sábado, 2 de febrero de 2013

EL CRISTO MÁS ILITURGITANO

Imagen tomada del Blog de la Cofradía de Jesús en su Agonía en el Huerto y Nuestra Señora de los Dolores

Es mi Dios, en la Corredera donde me criaron mis padres, arropado por mi abuela, quien se fue dejándome los mimbres de una herencia de amor por nuestras cosas y de confianza en mis creencias.

Es el Dios nacido en Andújar de las manos del maestro Aldehuela; Es Aquel  que sostiene el firmamento entre sus manos, siempre abiertas.

Es el Dios que tiene su barrio entre el coso y la plazuela, a la que da luz su arco y refrescaron las acequias dando vida y esplendor a la fertilidad de sus huertas.

Es mi Dios que suda sangre por el miedo de esa ofrenda por la que la vida se le escapa frente al Ángel que le muestra, el amargo cáliz que recogerá su sangre sobre el cerro de La Calavera.

Es el Dios de los hombres cabales y de las madres andujareñas que siembran, con el vuelo de una capa grana, el fulgor de la Primavera.

Es el Dios que mira al Cielo y que mirando al Cielo reza para que este pueblo nuestro guarde siempre su esencia.

Es mi Dios alfarero, con las rodillas "hincás" en tierra, que va mecido sobre el mar de su cuadrilla costalera.

Es el Dios que tiene en si un firmamento de estrellas, que son la palabra contenida en cada cita Evangélica que se hace "chicotá" en la calle Maestra.

Es un Dios de sentires, de verdades, ¡de promesas!, de faja, costal y zapatillas que van musitando penitencias.

Es mi Dios de Capuchinos, el Señor de la Corredera, Dios que en la Divina Pastora, nos aguarda y nos espera para llevarnos hasta la Gloria junto a su Madre de Azucenas, Nuestra Señora Dolorosa bajo su Palio de oro y seda, donde una Gloria Concepcionista proclama a la Virgen como Reina y un vestidor de categoría acaricia con tul su rostro de pureza.

Es mi Dios, criado en mi Barrio, el Dios del que me habló mi abuela. El la Gloria de los Cielos que tallara maese Luis Aldehuela. Es la Pasión según mi pueblo. ¡Es mi alma que sobre los pies navega!


En el Blog dedicado a Luis Aldehuela por sus amigos y familiares, encontramos esta fotografía, donde el maestro contempla, por última vez, a su Cristo por la Corredera (muy cerquita de la casa donde crecímos mis hermanos y yo, junto al ejemplo de fe de mi abuela María Jesús) Era el año 2010 y, en el enlace señalado, Francisco Manuel Carriscondo nos habla de las emociones vividas en aquel instante junto al maestro.

viernes, 1 de febrero de 2013

SI QUERÉIS...

Nuestro Padre Jesús Nazareno, de la Santa Vera-Cruz, de Andújar.
Foto editada de un original de José Aguilera

Si queréis tener a Dios, ¡lo tenemos en todas partes y en todas las personas! Ahí, todo son facilidades.


Si queréis hablar con Dios, hablaréis más comodamente con Él (de manera muy directa, porque ambos templos permanecen abiertos a diario con Cristo manifestado en la Custodia) tanto en el Monasterio de la Concepción Inmaculada, de la comunidad de Clarisas Descalzas, de Jaén (vulgo de Las Bernardas), como en el Convento de Jesús María de Mínimas, de Andújar. Hay más, pero, ya os digo,... ¡si queréis! (no es más que un anhelo compartido).


Si queréis ver a Dios, lo más directo es acudir a la nave del Evangelio de la parroquia de San Bartolomé, de Andújar o al Convento de Mínimas de la misma ciudad.

Estos son mis puntos de encuentro con Él. ¿Cuáles son los vuestros?